Dolor por gases: esto es lo que puedes hacer.

El dolor por gases

El dolor por gases tiene lugar cuando los mismos se quedan atrapados o no logran moverse fácilmente por el sistema digestivo. Este dolor es agudo y muchas veces se acompaña de calambres en la zona abdominal, sensación de opresión, ruidos intestinales e inflamación en el vientre.

Expulsar muchos gases rara vez es señal de algún problema médico; en cambio, retenerlos sí puede ser un síntoma de dificultades digestivas. Cuando el dolor por gases es muy intenso o se presenta muy frecuentemente, es necesario consultar con el médico.

También es necesario consultar con el especialista cuando el dolor va a acompañado por alguno de los siguientes síntomas:

  • Cambio en la frecuencia de las deposiciones.
  • Modificación en la consistencia de las heces.
  • Sangre en las heces.
  • Diarrea o estreñimiento.
  • Pérdida de peso.
  • Nauseas o vómitos recurrentes.

¿Qué hacer para eliminar la molestia?

 

La medida más aconsejable para eliminar el dolor por gases es hacer cambios en la dieta, evitando aquellos alimentos que favorecen el problema. Lo mejor es reducir o eliminar los alimentos ricos en fibra, los lácteos, los sustitutos de los azúcares, las bebidas carbonatadas, los alimentos fritos y grasos y los suplementos de fibra.

Por lo general, los cambios en la dieta suelen ser suficiente para resolver el problema. Es muy recomendable llevar un diario durante al menos un mes. En este se deben consignar los alimentos que se consumen y la reacción digestiva que provocan. De este modo, se pueden identificar mejor los desencadenantes del dolor por gases.

Siempre es muy conveniente visitar al médico para que él determine si existe alguna otra patología que sea el origen de este problema. Así mismo, es importante estar atentos a las intolerancias alimentarias.

Otros consejos útiles frente al dolor por gases

Para resolver este problema es conveniente adoptar hábitos saludables, como los siguientes:

  • Comer porciones más pequeñas de alimentos y masticar con lentitud.
  • Evitar los productos masticables como el chicle.
  • Hacer ejercicio con regularidad.
  • Dejar el tabaco.
  • No retener los gases voluntariamente, ni aguantar el deseo de defecar.
  • No beber con pajitas.
  • Beber frecuentemente agua natural.
  • Beber té, especialmente de anís, manzanilla, menta o jengibre.
  • Consumir probióticos.

Cuando se presenta el dolor por gases, resulta conveniente poner un paño caliente sobre el abdomen. El calor ayuda a que se relajen los músculos del intestino y esto facilita la circulación y la expulsión del gas. Así mismo, el calor ayuda a reducir la sensación de dolor.

dolor-gases

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s