Aprende a agradecer a Dios con frecuencia tres veces seguidas.

¡GRACIAS, GRACIAS, GRACIAS!

Aprende a agradecer a Dios con frecuencia tres veces seguidas. La primera vez por ser quien eres, la segunda por cada mínimo bien de que dispones aquí y ahora, y la tercera por el sinfín de cosas buenas futuras que estás seguro que te esperan. En conclusión, el buen hábito de pensar, decir o escribir “tres veces gracias” potencia la atracción de bendiciones en abundancia. Tal es la fuerza del agradecimiento a Dios.

IMG_2767

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s