Obtienes de la vida lo que tienes el coraje de pedir.

NOSOTROS MISMOS PONEMOS EN MARCHA LA GRAN MAQUINARIA DEL «PEDIR Y RECIBIR»…

«Todo aquello que le pidas a Dios, Dios te lo concederá.» Esto es cierto para cada uno de nosotros. Pero si no hemos recibido todas las bendiciones de la vida, es porque hemos descuidado pedir, o no hemos pedido correctamente. Los siguientes son algunos de los lubricantes que mantendrán en perfecto funcionamiento la máquina de pedir y recibir: «Cuando reces, cree que ya lo tienes.» «No te muestres angustiado(a) por nada.» «Quédate quieto(a) y ve (visualiza) la salvación del Señor.» «No limites al Santo de Israel.»

Florence Scovel Shinn

Sin título

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s